dijous, 11 de novembre de 2010

GETTYSBURG, SANT GERVASI

Mesos enrere em van encarregar un article sobre la religiositat de Joan Maragall per al Cultura/s de La Vanguardia. Ahir va sortir publicat, al costat d'altres peces de Julià Guillamon, Fèlix Riera i Toni Sala. Us en passo el començament, i l'enllaç per llegir-lo sencer si us ve de gust continuar.


QUE NO HAY TAL MUERTE

El 19 de noviembre de 1863, en Gettysburg, Pensilvania, cuatro meses después de la famosa batalla, Abraham Lincoln pronuncia uno de los discursos más conocidos (y repetidos) de la guerra civil norteamericana y de la historia de los Estados Unidos, aquel que dice: "Somos más bien los vivos los que debemos consagrarnos aquí a la gran tarea que aún resta ante nosotros: que, de estos muertos a los que honramos, tomemos una devoción incrementada a la causa por la que ellos dieron hasta la última medida completa de celo. Que resolvamos aquí, firmemente, que estos muertos no habrán dado su vida en vano" (y termina luego con la idea de que así el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo no desaparecerá de la Tierra). No dar la vida en vano: Lincoln habla de soldados, pero no parece un mal programa para los artistas, aunque sí un programa peculiar en tiempos de Romanticismo. No dar la vida en vano: que la muerte no llegue y encuentre vacío lo vivido. Vivir, de algún modo, por los otros, para los otros, y así, en ellos, pervivir. (...)  [Aquí teniu l'article complet]

0 comentaris:

Publica un comentari a l'entrada

Gràcies per la vostra opinió